Lectura solo apta para amantes de la caza

El origen de la caza Los primeros habitantes del planeta se alimentaban de plantas, frutas, pequeños insectos, crustáceos y mariscos que encontraban a su paso. Posteriormente, fueron fabricando reducidos y sencillos utensilios con los que poder defenderse de sus vecinos y, al mismo tiempo, utilizarlos para proveerse de otros alimentos de mayor tamaño a los

Leer Más >>
Ir arriba